Reasignación del presupuesto y transparencia

El presupuesto aprobado para la Ciudad de México en 2019 creció 3.2% respecto a 2018, pasando de 226 mil 851.9 millones de pesos a 234 mil 016.3, con miras a dotar mayor dinamismo a la economía y de proveer mejores servicios a la ciudad. Comparado con 2018, incrementamos en términos reales la inversión pública en 32%, pasando de cerca de 29 mil millones de pesos a poco más de 40 mil. En su mayoría, los recursos fueron destinados a proyectos prioritarios como agua, drenaje, movilidad y PILARES, entre otros. Por ejemplo, entre 2018 y 2019, el presupuesto de las entidades de transporte pasó de casi 22 millones de pesos a más de 24; por su parte, SACMEX, de contar con 13 mil 617 millones de pesos pasó a 17 mil 063.8; educación, ciencia, tecnología e innovación creció un 30%, y obras y servicios 32.5%. 

La fórmula para asignar recursos a las alcaldías se modificó con el fin de dar claridad y transparencia a los criterios de asignación de los recursos fiscales y participaciones federales. El Decreto de Presupuesto de Egresos para el Ejercicio Fiscal 2019, publicado el 31 de diciembre de 2018, incluyó una nueva fórmula para distribuir las participaciones federales que toma en cuenta las necesidades de gasto de las alcaldías y sus características. De esta manera, se eliminaron las distorsiones que se presentaban en la asignación presupuestal en ejercicios fiscales anteriores y se cumplió con el compromiso de aumentar los montos asignados. El presupuesto de las alcaldías creció 5.5%.

Gracias a los ahorros generados, durante el primer año de esta administración se incrementaron los salarios de los trabajadores de base y de nómina por encima de la inflación. Para los 230 mil trabajadores de base y de nómina 8, el incremento directo al salario fue de 4.3%, más 2.5% en prestaciones. A 84 mil 300 policías se les otorgó un incremento salarial del 9%. Adicionalmente, los casi 20 mil trabajadores que ganaban menos del salario mínimo tuvieron un aumento superior al resto. En su conjunto, estos incrementos representan el mayor incremento salarial para los trabajadores de la ciudad en la última década; es mayor a lo planteado inicialmente en las negociaciones sindicales y está por encima de los aumentos a nivel nacional.

El actual Gobierno de la Ciudad de México ha asegurado los derechos laborales de sus trabajadores. Lo anterior se ha logrado a través de un amplio conjunto de acciones, entre las cuales sobresalen la inclusión del personal en las políticas de gobierno, respetando la autonomía sindical y la dignidad de los trabajadores, y la abolición del maltrato y el acoso laboral en diversos organismos; en particular, en el Heroico Cuerpo de Bomberos. 

En el mismo sentido, para mejorar la gestión y función pública, esta administración se dio a la tarea de corregir irregularidades encontradas en la asignación de plazas laborales. Se detectaron y eliminaron malas prácticas como la creación de plazas sin sustento, las transformaciones de las mismas para otorgar salarios más altos sin procesos de escalafón auditables, la basificación de puestos sin cumplir los requisitos estipulados y la existencia de un número excesivo de personas comisionadas. Algunos ejemplos de acciones emprendidas son la congelación de 60 plazas de nivel técnico operativo que se habían creado para beneficiar a familiares y amigos de exfuncionarios; la cancelación de la basificación de 25 por ser improcedentes y que fueron autorizadas un día antes de terminar la anterior administración, y las medidas para mejorar el control de las comisiones sindicales, las cuales se han reducido en promedio 65% al mes, respecto a 2018.

Para impulsar y garantizar el funcionamiento del Sistema Anticorrupción, se presentó una iniciativa al Congreso que termina con el reparto de cuotas a partidos y a grupos, y disminuye el costo del sistema al erario. Asimismo, se elaboró el modelo del Sistema, integrado por cinco componentes: el mecanismo efectivo de recepción de quejas y denuncias, esquemas diversos de supervisión, investigación eficaz y efectiva, sistema de consecuencias y grupo asesor externo. Actualmente, el Gobierno de la Ciudad se encuentra trabajando en el diseño de la herramienta tecnológica para la operación de este modelo, el cual permitirá la captación de quejas y denuncias con motivo de posibles irregularidades cometidas por personal de la policía.

El Gobierno de la Ciudad ha garantizado la presentación anual de las declaraciones patrimoniales públicas de todos sus funcionarios. En cumplimiento con lo anterior y en el marco de la transparencia, desde los primeros días, los funcionarios de alto nivel presentaron su declaración 3de3 y se habilitó un sitio en donde se publicaron 81 mil 400 declaraciones patrimoniales y de intereses. 

Se ha hecha efectiva la promesa de no realizar aumentos a los impuestos y derechos en términos reales. 

Se terminó el abuso en el pago de derechos, multas e impuestos, la violación a los usos de suelo, así como con la privatización del espacio público.

Los impuestos y derechos de predial y agua disminuyeron. Se puso fin a los incrementos injustos en el impuesto predial que se hicieron en los últimos tres años en las zonas de mayor pobreza de la ciudad. Para ello, se identificaron 92 áreas de valor, distribuidas en 541 polígonos y 10 alcaldías, y se ajustaron 307 mil cuentas. Más aún, este beneficio de cancelación de adeudos se extendió a todos los habitantes de la capital.

Al mismo tiempo, el Gobierno de la Ciudad ha ofrecido a los contribuyentes la posibilidad de obtener una reducción de entre 5 y 8% en los impuestos de predial y agua, por pago anual anticipado. Tan sólo en 2019, ello supuso la condonación de 577 millones de pesos a 982 mil contribuyentes. 

Finalmente, en la búsqueda de regularizar los adeudos, se puso en marcha el programa Ponte al Corriente que condona deudas, multas fiscales, recargos y gastos de ejecución de 2013 y años previos; incluso, las contribuciones pendientes y su actualización de los años 2014 a 2019.  Al 31 de julio se habían puesto al corriente 683 mil 488 cuentas, a las que se les habían condonado 734.5 millones de pesos, sin embargo, se espera que dichas cifras incrementen hasta que concluya la vigencia del programa el próximo 2 de septiembre. 

Tal como se prometió, desde el 5 de diciembre se eliminaron las fotomultas y fueron sustituidas por las fotocívicas, un esquema de sanción con trabajo comunitario que promueve la igualdad y la educación vial. Mediante la puesta en marcha de un portal digital para su implementación, los ciudadanos tienen la posibilidad de consultar sus puntos, conocer los detalles de sus infracciones, de sus amonestaciones, realizar cursos en línea y agendar sus citas. 

Se trabaja para cancelar los contratos de concesión que privatizaban el espacio público sin beneficios para la ciudad. En este sentido, garantizamos la no privatización de los deportivos y parques, y revisamos en el marco de la ley, los contratos recientes de privatización. 

Cancelamos los contratos de concesión de los Centros de Transferencia Modal (CETRAM), en particular el de 1917, en Iztapalapa, donde había graves incumplimientos. Ahora, en vez de un centro comercial, el lugar albergará una preparatoria pública y un museo que será administrado por la Secretaría de Cultura.

Pusimos término a la privatización de los deportivos y reintegramos la administración de la Ciudad Deportiva Magdalena Mixhuca a la Alcaldía de Iztacalco. Ello permitirá el disfrute de los habitantes de esa demarcación sin eliminar las actividades que se realizan en ese espacio por parte del Instituto del Deporte de la Ciudad de México.